AHORRO ¿DONDE AHORRAR Y DONDE NO?


Parece una pregunta sencilla, pero en realidad es la quintaesencia de la efectividad en el ahorro personal o familiar. No saber reconocer los elementos indispensables como gastos necesarios en nuestras finanzas personales nos lleva a efectuar consumos que desequilibran nuestro bolsillo y anulan nuestra posibilidad de ahorro.


 

En una pequeña tabla podemos mostrar lo básico en cuanto al ahorro en casa.

 

Puedo ahorrar en…

No puedo ahorrar en…

-          Comida chatarra. Si debo trabajar hasta después del mediodía, puedo prepararme algo para no verme “obligado” a comer comida chatarra

Cuidado y aseo personal. Dejar de cepillarse, usar desodorante o champú, jabón, definitivamente no es una buena manera de ahorra. La higiene es primordial.

-          Refrescos, agua mineral. Al igual que en el caso anterior, si tenemos que caminar por la calle o pasar muchas horas moviéndonos, lo más inteligente es llevarnos un pequeño frasco con agua filtrada, de ser posible congelada al momento de salir.

Comida. Tenemos que comer y hacerlo bien, una dieta balanceada, con carbohidratos, proteínas, grasas, es necesaria para nuestro organismo. No es válido hacer una dieta de comer un trozo de queso y una rama de apio en cada comida para aprovechar de ahorra, matarte no es un buen mecanismo de ahorrar.

-          Películas de Alquiler. Con el auge de las webs para descargar o mirar online películas de moda, no hay sentido en alquilar cintas o CDs en las tiendas.

Servicios básicos. Aunque seas una persona poca dada a mirar la TV, navegar en internet… no es buena idea dejar de pagar la luz por un mes para ahorrar, hay elementos necesarios en nuestra vida, el agua, la electricidad, están entre dichos elementos.

-    Bolsas plásticas para el mercado. Puedes hacer en casa, incluso con ropa vieja, una bolsa ecológica, que mantendrás durante años evitando lanzas plástico como desecho al ambiente. Ahorras y aportas a mantener y mejorar nuestro medio ambiente.

-          Cuidado de tus mascotas. Si decidiste tener una mascota, tienes que atenderla, no es válido llevarlos a comer de los basureros porque no tienes dinero o dejarlos con una herida, jugando al veterinario, si no puedes atender a tus mascotas, busca a quien pueda adoptarlas y entienda que son seres vivos y una responsabilidad.

-     Cambios de celular, Iphone, tablas… por moda. En el colmo del derroche nos encontramos a veces cambiando nuestro teléfono solo porque ya tiene un año y hay 10 nuevos modelos en el mercado, con nuevas herramientas que casi nunca usamos, las que usamos la mayoría (Whatsapp, Twitter, Facebook, Correo, navegador) las traen casi todos los modelos desde hace varios años.

-          Cumplir las cuotas del banco, cable, celular. Aunque el cable y el teléfono no son precisamente servicios básicos, se nos hacen muchas veces indispensables para nuestro esparcimiento y de nuestra familia. Por esa razón, a menos de verte obligado a hacerlo, debes buscar otro sector donde ahorrar ese dinero que necesitas.

 

 


Un consejo extra: Debes asegurarte de que lo ahorrado no será derrochado por “oportunidades increíbles” de productos que hasta ayer no necesitabas. Ejem: Desde hace años no has pensado en aprender guitarra, pero de pronto tienes 200 dolares ahorrados y te vienen unas ganas increibles en comprar una super oferta de ese producto y terminas endeudado por algo que, si de verdad fuese tu pasión, lo hubieses buscado desde mucho antes.

Escribir comentario

Comentarios: 0