CONSEJOS PARA COMBATIR LA RESEQUEDAD DE TU CABELLO  


El cabello se reseca si es que no se le proporciona la cantidad necesaria de humedad y aceites naturales. La sobreexposición al sol es una causa muy frecuente de este mal, además lavártelo excesivamente con champús u otros químicos para el cuidado capilar también ocasionan esto, por otro lado el uso constante del secador o planchas de rizado pueden traer como consecuencia que tu cabello se deshidrate.

 

 



La resequedad del cabello trae consecuencias nefastas para él, ya que sin el agua este se torna sin vida y se daña con facilidad, en este artículo te mostraremos una serie de consejos que te ayudarán a humectar de forma correcta tu cabello para darle brillo, suavidad y mucha vida.


Consejos para mantener tu cabello hidratado naturalmente

 

El uso de productos cosméticos para nuestro cabello de manera frecuente tiende a sobrecargar las fibras de éste con gran cantidad de químicos, lo cual con el tiempo causa que se reseque hasta tal punto que sea irremediable que tengamos que usar productos diseñados especialmente para brindarle una humectación profunda. Si deseamos evitar que esto ocurra entonces he aquí una lista de consejos que será la solución.


Mantén el cabello limpio: si tu cabello se encuentra sucio por mucho tiempo su cutícula se sobrecarga de la suciedad, lo que hace que no pueda absorber más humedad, trayendo como consecuencia que este se reseque.



Lávate con agua: tal como las plantas tú cabello necesita de agua para poder mantenerse en óptimas condiciones, sin esta tu cabello comienza a morir. Por ello, es recomendable que diariamente que laves tu cabello sólo con agua para que éste se humecte  de manera natural.

 

Emplea sólo aceites naturales: los aceites naturales son una de las mejores maneras de mantener el cabello suave, saludable y manejable a la vez que humectado, éstos al estar libres de químicos mantendrán tu salud capilar de manera formidable.

 

Humecta todo tu cabello: cuando emplees aceites naturales, agua u otros humectantes capilares debes hacerlo en todo el cabello. No te enfoques sólo en las puntas o las raíces, masajea todo tu cabello comenzando desde la raíz y avanza lentamente hacia las puntas, repite este proceso hasta que hayas terminado de humectar toda tu melena.

 

Utilizó humectantes de base acuosa: cuando elijas un producto humectante para tu cabello prefiere aquellos cuyo ingrediente principal sea el agua, de esta manera te aseguras  de no sobrecargar la cutícula capilar con químicos. Si lo haces de esta manera, estarás empleando grandes dosis de agua para lograr el objetivo de mantener la humedad de tu cabello en un punto justo.

 

Escribir comentario

Comentarios: 0