COMO CALMAR A UN BEBE QUE LLORA EN CUESTION DE SEGUNDOS


Es difícil cuando un bebé no deja de llorar. Usted puede estar preocupado de que algo anda mal con su hijo, pensar que sus habilidades como padre no están a la altura, o que nunca va a conectar con su bebé. Pero puede manejarlo. Aprender qué se debe hacer para calmar a un bebé molesto es importante. 

Es común sentir frustración, ansiedad, e incluso ira cuando se enfrentan a un bebé llorando, especialmente si su bebé llora durante horas y horas y no se calma. Igualmente frustrante es un bebé que parece indiferente, trastornado, o que no quiere abrazar o hacer contacto visual con su padre.

 

En situaciones de estrés como éste (cuando su bebé no deja de llorar, y cuando se siente frustrado, cansado y enojado)  necesita desarrollar algunas estrategias solucionar la situación. Cuando esté tranquilo y centrado, estará en mejores condiciones de entender lo que está pasando con su hijo y calmar sus gritos.

 

 

Un bebé que llora sin razón es desesperante y los padres siempre tratan de encontrar maneras de hacer que se calme ese pedacito de cielo.

 

En ocasiones, el llanto de un recién nacido puede ser insoportable cuando no hallamos la razón que permita buscar la solución y hacer que deje de llorar.

 

El pediatra Robert Hamilton (o Dr. Bob para los amigos) ha estado cuidando a los recién nacidos durante más de 30 años. Así que, si alguien sabe cómo lidiar con un bebé que llora, ese es el doctor Bob. Lamentablemente (para nosotros, no el Dr. Bob), está residenciado en Santa Mónica, Estados Unidos. Lo que significa que no podemos visitarlo cada vez que un bebé tiene un colapso.

Sin embargo, él amablemente compartió su método a prueba de fallos que permite calmar un recién nacido, también conocido como The Hold.

 

En primer lugar, se toma el bebé que llora.

 

El Dr. Bob se dobla a la derecha del bebé y pone ambas manos en el pecho y las mantiene allí, al mismo tiempo sostiene la barbilla del bebé.

 

A continuación, utiliza la palma de su mano derecha para apoyar las nalgas del bebé.

 

El Dr. Bob entonces puede oscilar el bebé a voluntad. De esta manera mantiene tanto a la mamá como  al bebé felices.

 

El doctor explica en el video que no se deben hacer movimientos bruscos. Si quieres ver el maestro explicándote él mismo, asegúrate de reproducir el video. Su truco funciona a la perfección.

  

VER VIDEO:

Escribir comentario

Comentarios: 0