LOS JUEGOS DE LOS PERROS CON EL OLFATO - PLUS PUROTIP

Latest

Sitio web multitemático.

miércoles, 6 de mayo de 2020

LOS JUEGOS DE LOS PERROS CON EL OLFATO


En comparación al ser humano, quien tiene únicamente cinco millones de receptores olfativos, los perros, siendo una raza que tiene más agudo el sentido auditivo y olfativo, tienen más de 200 millones de receptores.

Por tanto, los juegos que fomenten estos sentidos son de gran utilidad para reformar sus estados mental y físico, además de combatir las horas de aburrimiento estando encerrado en casa.
Ya sea en el jardín, patio o dentro del hogar, los caninos pueden disfrutar a cualquier hora todas estas actividades, también se pueden convertir en escenarios especialmente dedicados a juegos.

Se debe destacar que existen muchas propuestas sencillas y económicas con las cuales reformar el sentido olfativo de los perros. Desde pequeños es aconsejable ejecutar estas actividades, su cuerpo y mente se desarrollarán de acuerdo a los hábitos que adopte.


¿De qué manera se puede entretener a un can con el olfato? 


La idea principal es seguir los rastros que se han dejado hasta encontrarlos. Una vez que el can los encuentre, se le será recompensado con caricias, abrazos, besos o alimento, que, por lo general, son los premios que producen mejores resultados: los animales reaccionan mejor a la comida; y más si es deliciosa.

Muchos se preguntan: ¿cómo hacer para mantener a un canino entretenido en el hogar? La respuesta, casi siempre, es: jugar al escondite.

Esta es una actividad que resulta excelente para mejor su sentido del olfato, puesto que, independientemente de donde te ocultes, siempre te encontrará. No olvides tener el alimento favorito de tu mascota, será una gran motivación para él.


LOS JUEGOS DE LOS PERROS CON EL OLFATO

Todo el mundo conoce este juego infantil, sin embargo, y aunque es un clásico de nuestra etapa temprana, existen tantas formas de desarrollarlo limitado únicamente por la imaginación de los participantes.

Puede realizarse en los primeros meses de vida de un perro, cuando comience a mostrar interés en todo lo que hay a su alrededor. Puede servir de ventaja, no solo para acostumbrarlo al hogar, sino para enseñarles ciertos comandos de voz y mostrar autoridad.

Jugar al escondite con tres participantes (Un perro, dos personas): mientras uno de los participantes se esconde en un determinado periodo de tiempo, el otro le indica al canino las pautas que debe seguir o lo motiva a buscar. Si tienes hijos, lo más probable es que se apunten a esconderse mientras que tu y tú mascota los buscan.

Además, si el animal se trata de un cachorro, es natural que se distraiga oliendo, jugando, mordiendo, con otros elementos. En este punto, una de las personas que se esconde puede darle una señal, por ejemplo: “¡Ven a buscarme.”

Cuando el perro logre encontrar a uno de los escondido, lo evidente es acariciarlo y regalarle una de las croquetas o galletas que tanto le gustan. Esto lo estimulará a ser más obediente, también le facilitará tener más concentración al momento de jugar.

El escondite con objetos: es natural que participe una persona con su mascota, sin embargo, se pueden agregar tantos integrantes como animales posible para competir por quién encuentra el objeto primero. Igual que en otras modalidades, se necesitará un premio (la comida preferida, por ejemplo) para celebrar el triunfo del perro.


¿Qué tipos de objetos pueden esconderse? 


Es preciso que el objeto a esconder sea algo del agrado del animal.  Estos pueden ser huesos de goma, peluches, pelotas, e incluso, como último recurso y si es posible, un zapato viejo. Cualquier cosa que sirva para llamar su atención, siempre que no tenga materiales o químicos peligrosos para su organismo.
Escóndelo en un lugar seguro, donde no corra riesgos de lesionarse tratando de alcanzarlo. Cuando lo tenga en la boca llámalo, acaricíalo y entrégale su croqueta.

Estos juegos sirven para mantener la mente de tu perro activa. También se pueden crear diferentes escenarios para poner a prueba otras facultades de tu mascota, sin embargo, el grado de dificultad debe estar orientado a la concentración y capacidades del canino.



No hay comentarios:

Publicar un comentario